La importancia de la BIOINDICACIÓN en el control de procesos de la EDAR - Pedro Infante Romero

La importancia de la BIOINDICACIÓN en el control de procesos de la EDAR

06/11/2016

La importancia de la BIOINDICACIÓN en el control de procesos de la EDAR


Pedro Infante Romero

Pedro Infante Romero

  • Biólogo, Técnico Superior en PRL
  • Máster en Biotecnología Industrial
  • Máster en Ingeniería Industrial
  • Experto en Bioindicación y Coordinador de los cursos de formación de GBS:
    • Microbiología de fangos activos industriales
    • Identificación de bacterias filamentosas en fangos activos industriales
    • Bioindicación para operadores de EDAR
    • Evaluación de Riesgos biológicos en EDAR
    • Detección y control de vertidos en depuradoras y redes de saneamiento


En la actualidad, el empleo de las técnicas de bioindicación, está bastante extendido en las EDAR (principalmente en las urbanas) siendo el empleo de ésta técnica una herramienta más que se incluye dentro de los análisis diarios de laboratorio y como técnica de control de proceso de la EDAR.
 
En las actuales EDAR, un buen informe sobre el tratamiento biológico diario, no está lo suficientemente completo si no viene acompañado junto con los análisis fisicoquímicos, de los análisis microbiológicos asociados al fango activo.
 
Las técnicas básicas de análisis microbiológicos empleadas ya desde hace tiempo consisten en recuentos de las especies de protistas y bacterias filamentosas, valoración del Índice del Fango (IF), etc.
 
Uno de los principales avances ha resultado en la  identificación de los microorganismos filamentosos. Éstos se han identificado rutinariamente durante muchos años, siguiendo los métodos detallados en los manuales de Eikelboom y van Buijsen (1983) y de Jenkins et al. (1993). La detección e identificación convencional de microorganismos filamentosos se basa fundamentalmente en características morfológicas y estructurales y de tinciones diferenciales, que pueden inducir a errores en la identificación.
 
Actualmente, la identificación de microorganismos filamentosos está avanzado a pasos agigantados, gracias a las nuevas técnicas de identificación de microorganismos por fluorescencia de hibridación “in situ” (FISH), con buenos resultados. Estas técnicas representan un paso importante en la identificación definitiva de los diferentes tipos de filamentos, y utilizándose principalmente en algunas universidades de nuestro país e implantándose progresivamente en el día a día de las EDAR.
 

Por tanto, ya no se cuestiona la necesidad de tener a un personal debidamente formado en bioindicación y de la dotación de los medios para ello. Para el trabajo diario en las EDAR, basta con una buena identificación visual, y tener un buen equipo de microscopía y personal suficientemente formado. Una vez poseamos estos elementos, será posible  la toma de decisiones y la aplicación de medidas que puedan corregir los desequilibrios detectados en el proceso de las EDAR.
 
Uno de los aspectos que detectamos que está teniendo gran auge en los últimos años es la formación en bioindicación de profesionales provenientes de diferentes sectores industriales. Las EDARI instaladas en los sectores industriales en numerosos casos no tienen comparación con las EDAR urbanas y resultan ser muy exclusivas en cuanto a tecnologías de tratamiento y efluentes a tratar y por tanto nace la necesidad de una formación especializada por parte de estos profesionales, donde existía un cierto vacío de conocimiento para sus sectores.
 


La aportación del Grupo de Bioindicación de Sevilla (GBS)

 
La necesidad de realizar un control microbiológico en las depuradoras situadas en el ámbito de la ciudad de Sevilla, llevó en 1998 a un grupo de profesionales del sector del tratamiento del agua, a unirse a fin de elaborar un protocolo de análisis microbiológico del fango activo que permitiera unificar criterios y presentar resultados contrastados y comparables.
 
A raíz de esta interacción surgió un interés común en la formación, difusión y profundización de este tema dando lugar al Grupo Bioindicación Sevilla, que está integrado por profesionales que realizan su labor diaria en distintas depuradoras de la ciudad sevillana.
 

La idea de compartir el conocimiento de GBS a través de los cursos formativos nace ya hace unos años, cuando nos dimos cuenta de la necesidad existente por parte de los profesionales del sector de adquirir conocimientos del proceso biológico que tienen lugar en las depuradoras, por tanto, a partir de esa idea surgieron dos cursos de bioindicación que hasta la fecha siguen siendo un referente para los profesionales, el curso de Microbiología de fangos activos y el curso de Determinación de helmintos en aguas regeneradas.
 
Debido al incremento de las inversiones y medios dedicados a la formación, el fomento de las publicaciones, el intercambio de opiniones entre profesionales, la creación de grupos de trabajo, etc., GBS incrementó el año pasado su oferta formativa, para adaptarla a las necesidades del sector surgiendo dos nuevos cursos que tuvieron gran aceptación, el curso de Microbiología de fangos activos industriales, que como ya se ha comentado ha resultado de gran interés debido al vacío que existía en el sector industrial para la adquisición de estos conocimientos por parte de los alumnos  y el curso de Bioindicación para Operadores de EDAR que está orientado para el colectivo de los operadores de planta que necesiten iniciarse en el conocimiento básico de la bioindicación y que consideramos que es fundamental, ya que en la mayoría de los casos son los que tienen que dar la primera ”voz de alerta” de los problemas asociados al fango activo, ya que es el personal que está a pie de planta continuamente.
 
 
Más información sobre la Formación de GBS en http://www.bibliotecagbs.com/webcorporativa
 
 
Pedro Infante Romero

Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Política de cookies