Blog

Los post más interesantes del sector

Blog
Aguas potables, residuales y coronavirus

26/03/2020

Aguas potables, residuales y coronavirus



Autor: Agencia Catalana del Agua

Blog: aigua.blog.gencat.cat

 

Antecedentes


Desde finales del mes de diciembre de 2019 hasta la actualidad, la enfermedad respiratoria aguda conocida como COVID-19, pero que todos llamamos como coronavirus, está extendiendo por todos los rincones de nuestro planeta.
 
A principios del mes de marzo de 2020, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha publicado un informe técnico sobre la gestión del agua en relación con esta epidemia.
 
La principal vía de transmisión del virus es mediante el contacto o bien por la expulsión de gotas respiratorias cuando una persona enferma tose o estornuda. 
 
Por este motivo, la higiene personal es una herramienta indispensable para evitar su propagación, por lo que la limpieza de manos con agua y jabón es primordial para hacer frente a la expansión del coronavirus.
 


Los efectos del cloro en el virus

 
Según la Organización Mundial de la Salud, no hay evidencia de que los coronavirus humanos estén presentes en las diferentes masas de agua (tanto superficiales como subterráneas). 
 
En cuanto al suministro de agua, la OMS considera que la presencia del COVID-19 no se ha detectado en el suministro de agua potable y con los conocimientos actuales, el riesgo para el suministro es bajo.
 
Una de las características del virus, es el recubrimiento por una membrana grasa y frágil. Esto hace que este virus sea menos estables en el medio y que tengan un mayor impacto con los oxidantes como el cloro.
 
Además, las altas temperaturas, un pH bajo, la luz del sol y los desinfectantes comunes facilitan la muerte de este virus
 
Por lo tanto, se considera que los actuales tratamientos de agua como la filtración y la desinfección deben desactivar el COVID-19.
 


Los virus y las aguas residuales

 
Según la OMS, no hay ninguna prueba en la actualidad que establezca la posibilidad de transmitir el virus a través de las aguas residuales
 
En coronavirus similares, como el SARS registrado en 2003, no se detectó ninguna relación entre el virus y los trabajadores encargados de la gestión de las aguas residuales, teniendo en cuenta que el SARS provocó un importante brote.
 
 
 
 
Hay que tener en cuenta que el proceso de depuración de las aguas residuales tiene varias fases (con su tiempo de retención y dilución) y que esto contribuye a la eliminación de posibles patógenos. 
 
Incluso es probable, según la OMS, que el coronavirus se inactive de manera más rápida que los enterococos humanos.
 
Desde la OMS se asegura que las medidas ya existentes sobre la gestión del agua potable y el saneamiento son suficientes y que no es necesario llevar a cabo medidas adicionales.
 


El saneamiento en Cataluña

 
El modelo de saneamiento catalán es descentralizado y, además de la ACA, participan administraciones locales (como consorcios, mancomunidades, consejos comarcales, agrupaciones de municipios y ayuntamientos) y muchas empresas especializadas.
 
Ante la grave situación generada por el virus SARS-CoV2 las administraciones y las empresas responsables de dar este servicio imprescindible, han adoptado planes de contingencia para asegurar la continuidad y hacer frente a las posibles incidencias que puedan ir apareciendo.
 
De este modo, mientras la mayoría estamos a casa confinados podemos tener la confianza que muchas personas trabajan cada día para que el ciclo del agua se mantenga de manera ininterrumpida.
 
Las medidas aplicadas incluyen tanto el trabajo en las instalaciones de depuración, como las relativas al suministro de productos y repuestos, así como la salida de los residuos generados en los procesos de separación, que deben ser enviados a sus destinos para una adecuada gestión. Desde el ACA queremos agradecer su esfuerzo y dedicación a todas estas personas.
 


Plan de contingencia de la ACA

 
La ACA ha implantado un Plan de Contingencia además de una serie de procedimientos de emergencia con el objetivo de apoyar y asegurar la continuidad del servicio durante el periodo de parada y así estar en disposición de retomar la normalidad con la máxima celeridad tan pronto como se levanten las restricciones.
 
En este sentido se habilitarán los sistemas de certificación de gastos adaptados a las actuales circunstancias, los cuales serán convenientemente comunicados tanto a las empresas como a los entes gestores. 
 
Al mismo tiempo, se intentarán mantener todas aquellas tareas que no implican una actividad presencial con la participación del personal que ha podido continuar trabajando mediante teletrabajo.
 

Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. No se utilizarán para recoger información de carácter personal. Puede permitir su uso, rechazarlo o cambiar su configuración cuando desee. Encontrará mas información en nuestra política de cookies.

Política de cookies