La EDAR Barásoain-Garinoain de Nilsa instala la tecnología Flygt Concertor™ para evitar atascos generados por toallitas

La EDAR Barásoain-Garinoain de Nilsa instala la tecnología Flygt Concertor™ para evitar atascos generados por toallitas

27/06/2018

La EDAR Barásoain-Garinoain de Nilsa instala la tecnología Flygt Concertor™ para evitar atascos generados por toallitas



Antecedentes
 

La estación de bombeo de agua bruta de la EDAR Barásoain-Garinoain es una de las plantas depuradoras que están bajo la gestión de NILSA (Navarra de Infraestructuras Locales), sociedad pública con la misión de depurar aguas residuales y gestionar los residuos urbanos y que además gestiona el Plan Director de Saneamiento de los Ríos de Navarra.
 
La EDAR Barásoain-Garinoain está situada en Barasoain y da servicio a una población de 1.006 habitantes, un restaurante de carretera, una residencia de personas mayores y empresas cementeras, tratando una media de 265 m3 /día.
 

EDAR Barasoain-Garinoain
 

 

El desafío de la planta

 
El pozo de entrada de Barásoain ha sufrido históricamente un elevado número de atascos en sus dos bombas instaladas en el pozo de entrada de agua bruta debido en gran medida a la gran concentración de solidos del tipo textil y toallitas.
 
A continuación se muestra el histórico de atascos y limpiezas del sistema a lo largo de los años.
 
 
 
Al número de atascos hay que añadir casi 10 limpiezas anuales. A la vista de estos números, el coste asociado a mantenimientos correctivos debido a atascos y limpiezas ha sido significativo a lo largo de la vida operativa del sistema.
 

Sistema instalado por Flygt

 
Los problemas de atascos no por repetidos deberían considerarse como normales, exigen una solución que los limite y de esa manera desaparezcan los problemas medioambientales y costes derivados.
 
NILSA ha confiado durante años en Flygt como proveedor de soluciones para las aguas residuales. Debido principalmente a los problemas de atascos, NILSA ha confiado en Xylem nuevamente al instalar el nuevo sistema Concertor para aguas residuales.
 
El modelo Flygt Concertor seleccionado fue el 6020 de 4kW que incluye como principal función la detección de atascos y autolimpieza de bomba, además del impulsor N-adaptativo, arranque suave y motor síncrono IE4 entre muchas otras.
 
El sistema instalado aporta un nivel superior de adaptación al entorno y reduce significativamente los atascos gracias a las funciones “inteligentes” que incorpora.
 

Resultados

 
“El sistema Concertor fue instalado en Marzo de 2017 y desde el momento de su puesta en funcionamiento, la bomba no se ha atascado ni parcial ni completamente durante todo el año 2017”, en realidad los únicos cuatro atascos que se han producido desde su instalación han sido en la bomba no Concertor, afirma el jefe de planta de Barásoain-Garinoain.
 
Esto significa que la instalación de una única bomba Concertor ha sido capaz de mejorar el sistema de bombeo reduciendo en más de un 90% el número de atascos y con ellos se ha reducido el número de asistencias del equipo de mantenimiento para desatascar la bomba y desde luego esto ha derivado en un incremento del tiempo operativo del sistema reduciendo riesgos y costes indeseados.
 
Anteriormente era necesario desatascar la bomba hasta 2 veces a la semana, con lo que los beneficios de Concertor son evidentes. Otro punto a tener en cuenta es que la bomba NP-3102-MT 463 original consumía 2.6 kW mientras que la nueva Concertor consume 2 kW en las mismas condiciones de trabajo.
 

Opinión del cliente

 
En definitiva, el cliente está satisfecho con el resultado del funcionamiento del equipo. La operatividad es muy buena ya que no se producen atascos reduciéndose de esta forma el mantenimiento y los alivios.

El funcionamiento es bueno con buena eficiencia energética. El cliente afirma que en el futuro optará por esta solución para futuras reformas.
 
 
Más información sobre las Flygt Concertor en http://info.xyleminc.com
 

Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.