Casos de éxito

Cuando se prueban las soluciones técnicas

Caso de éxito
Molecor lleva agua a la ciudad búlgara de Pernik después de meses de fuerte sequía

23/04/2020

Molecor lleva agua a la ciudad búlgara de Pernik después de meses de fuerte sequía




 

Antecedentes

 
Molecor ha completado recientemente un proyecto de gran envergadura: el de proveer a la ciudad búlgara de Pernik con agua potable.
 
Esta ciudad sufría una extrema sequíadesde noviembre de 2019. La ausencia de lluvias y el crítico nivel de agua en la presa de Studena, que abastece la ciudad, con una capacidad de 25 millones de metros cúbicos, amenazaban seriamente con dejar a una población de 100.000 personas sin agua potable.
 
Al escasísimo caudal del río Struma, que abastece la presa de Studena, se unían las enormes pérdidas de agua de la red instalada, estimadas en más del 75% por los organismos de Agua y Alcantarillado de la ciudad. Es decir, hasta la instalación de la nueva línea de tuberías TOM® de PVC-O de Molecor, tres cuartos del agua extraída de la presa no llegaba a los habitantes de Pernik.
 
Esta situación, que puso a la localidad en el punto de mira de todos los medios nacionales búlgaros y de multitud de medios internacionales, llevó a las autoridades de la ciudad a implementar medidas extraordinarias para asegurar el abastecimiento de la población, que ya estaba sufriendo severos cortes de agua, ya que contaban con agua potable durante 6 horas al día y permanecían sin ella durante 18 horas.
 
 
 
 
Estas medidas implicaban la instalación en tiempo récord de una nueva línea de agua potable de 12,5 kilómetros que conectase y reforzase, con una capacidad de 300 l/seg, el abastecimiento de Pernik.
 

Solución propuesta

 
Después de hacer los cálculos necesarios se confirmó que la localidad podía ser abastecida desde la presa Belmeken, la cual lleva el suministro de agua potable a la capital del país, Sofía, situada a tan solo 20km de la ciudad de Pernik, la cual podía absorber estas necesidades manteniendo su balance hídrico.
 
El compromiso del Primer Ministro búlgaro, Boyko Borisov, era ejecutar el proyecto en tiempo récord, con ese objetivo, el material seleccionado por los encargados técnicos fueron las tuberías de PVC Orientado de Clase 500 del fabricante español Molecor Tecnología, S.L., con un diámetro de 630 mm y un rango de presiones nominales de 16, 20 y 25 bares.
 
El proyecto comenzó oficialmente el día 29 de enero. Con un rendimiento de instalación de varios kilómetros al día y con asistencia técnica de Molecor en las fases de diseño e instalación, el proyecto finalizó en tiempo récord, el 13 de marzo la nueva línea de abastecimiento de Sofía a Pernik ya estaba instalada.
 
Desde un punto de vista técnico y teniendo en cuenta la urgencia de la instalación, las tuberías TOM® de PVC Orientado cumplían con los altos requerimientos del proyecto, entre los cuales se incluía la capacidad de fabricación y suministro al ritmo requerido de cinco equipos simultáneos de instalación para completar los trabajos en el tiempo indicado de 37 días.
 
Camiones con tuberías de 630 mm de diámetro, para ser instaladas in situ por Montagi AD, fueron progresivamente enviados desde las instalaciones de Molecor, hasta un total de 300, cumpliendo con los requisitos del proyecto.
 
 
 
 
Estas tuberías debían ser también fáciles de manejar, almacenar, distribuir y conectar in situ; característica para la cual, la ligereza de las tuberías TOM®, cuyo peso es menos de la mitad que el de tuberías de PVC y PE, y entre seis y doce veces menor por metro lineal que el de tuberías de fundición de un diámetro externo nominal equivalente, ha sido esencial durante el desarrollo de todo el proyecto.
 
Esta misma ligereza ha contribuido a que la conexión del sistema de tuberías, la cual se lleva a cabo insertando el cabo de una tubería en la embocadura de otra en la que se encuentra una junta elástica, haya sido rápido y efectivo, con mínimas posibilidades de fallo durante la conexión de las mismas.
 
Adicionalmente, el sistema de conexión de Molecor garantiza una estanqueidad completa de las uniones, gracias a la junta elástica, formada por un anillo de polipropileno y un labio sintético de goma que la convierten en parte integral de la tubería, evitando que se mueva o que sea arrollada durante la instalación, eliminando así las pérdidas de la red de agua existente, estimas en más del 75%.
 
Por otra parte, la tubería instalada, gracias a su mayor capacidad hidráulica, entre un 15% y un 40% en comparación con tuberías de otros materiales con el mismo diámetro exterior, es capaz de transportar un mayor flujo con un comportamiento hidráulico óptimo y una mínima pérdida de carga, que lleva a significativos ahorros energéticos durante el bombeo. En la línea Sofía – Pernik, esto implica la impulsión desde la captación mediante bombeo a un depósito situado a una altura de 160 m desde donde, por gravedad, se abastece la conexión principal a la red de abastecimiento a Pernik.
 
Las tuberías TOM® de PVC Orientado debían también presentar un excelente comportamiento frente al golpe de ariete, variaciones repentinas en caudal y presión, reduciendo y casi eliminando la posibilidad de roturas en las aperturas y cierres de la red así como en el arranque de la misma, lo que contribuye a proteger todos los elementos de la red de una forma altamente eficiente.
 
 
 
 
La ausencia de costes de mantenimiento era también un punto importante en la nueva línea de abastecimiento de Pernik, una característica con la que también cumplían las tuberías TOM® de PVC-O. Este material, PVC-O, es inmune a la corrosión y a las sustancias químicas que se encuentran en la naturaleza, por lo tanto, no es degradable. Igualmente, estas tuberías son inmunes a los ataques de micro y macro- organismos que se puedan encontrar en el medio ambiente y tampoco necesitan ningún tipo de recubrimiento especial o protección, lo que resulta en importantes ahorros.
 
La larga vida útil de las tuberías TOM® de PVC-O a largo plazo, superior a los 75 años, implica enormes ahorros de recursos, optimizando así la inversión realizada. Adicionalmente, estas tuberías, certificadas en más de 10 países y con diversos certificados sanitarios, garantizan la total calidad del agua transportada, siendo ésta apta para su consumo por parte de la población de Pernik.
 

Asistencia técnica

 
Molecor ha proporcionado asistencia técnica durante las fases de diseño e instalación con personal local propio y con socio de distribución líder en Bulgaria, HTI Bulgaria, además de proporcionar un coste final de tubería instalada muy competitivo frente a soluciones alternativas.
 
 
 
 
Una vez completada la instalación de la nueva línea de abastecimiento, el día 13 de marzo, y después de haber llevado a cabo todas las pruebas necesarias, el proyecto fue oficialmente inaugurado por el Primer Ministro búlgaro, Boyko Borisov, el día 23 de marzo de 2020.
 
Un proyecto que ha demostrado una vez más, que las tuberías de TOM® de PVC-O de Molecor son la mejor solución para el transporte de agua a presión.

 

Vídeo del proyecto

 

 

 

 


Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. No se utilizarán para recoger información de carácter personal. Puede permitir su uso, rechazarlo o cambiar su configuración cuando desee. Encontrará mas información en nuestra política de cookies.

Política de cookies