Ana Fernández, responsable técnica de la división de laboratorio destaca por qué HACH LANGE es el socio ideal para nuestros análisis de aguas

Ana Fernández, responsable técnica de la división de  laboratorio destaca por qué HACH LANGE es el socio ideal para nuestros análisis de aguas

23/10/2014

Ana Fernández, responsable técnica de la división de laboratorio destaca por qué HACH LANGE es el socio ideal para nuestros análisis de aguas



HACH LANGE es una de las empresas líder a nivel mundial como fabricante de instrumentos y reactivos para la analítica del agua, tanto para su uso en el laboratorio como en continuo, disponiendo de gran abanico de soluciones globales para ese campo.
 
HACH LANGE siempre se ha centrado en la innovación para la optimización de la analítica en las áreas específicas de aplicación. 

El conjunto de productos y soluciones que ofrece, engloba muchas de las aplicaciones necesarias para medir la calidad de las aguas potables, residuales, industriales, abarcando la mayor parte de los parámetros analíticos e incluyendo el servicio técnico y mantenimiento de los instrumentos. 
 
 

Ana, ¿Por qué podemos afirmar que HACH LANGE es el socio ideal para nuestros análisis de aguas?

 
La palabra SOCIO ha de significar primordialmente confianza, y eso es principalmente lo que HACH  LANGE quiere aportar a nuestros clientes: CONFIANZA en todos los sentidos.
 
Los pilares para que nuestros clientes sientan esa confianza son el resultado de:
 
Un producto inmejorable de vanguardia,  asesoramiento continuado tanto en la pre-venta como en la post-venta , un servicio de atención técnica al cliente ( S.A.T),  cursos , charlas, además de unos muy buenos plazos de entrega.
 
HACH LANGE siempre ha tenido en cuenta la opinión del cliente para sus continuos desarrollos e innovaciones y ello ha conducido a disponer de un producto que se ajusta a la perfección a las necesidades del usuario.
 
Se podría afirmar que para los clientes, HACH LANGE ofrece todos los ingredientes necesarios desde el comienzo hasta el fin para poder llevar a cabo una analítica segura, fiable, rápida, sencilla, versátil,  trazable y sostenible, incluyendo siempre una atención continuada.   
 
 

Vuestra compañía ofrece una interesante oferta de espectrofotómetros y colorímetros para el análisis de aguas, tanto para laboratorio como para campo, ¿qué destacarías de estos equipos de medición?

 
Todos esos instrumentos ya programados con los test de HACH LANGE están pensados para cubrir todas las necesidades de la analítica del agua en laboratorio, en campo, etc., y tanto para personal con muchos conocimientos, como para aquél que no los dispone, llegando a muy diversos  sectores como puede los antes mencionados : aguas residuales, potables, industriales, y calidad del agua en general.
 
Además, todos ellos son equipos “abiertos” a programación por parte del usuario,  para poder también realizar sus test específicos, tanto en aguas como fuera de dicha matriz.
 
Pero además de lo mencionado habría que destacar que la mayor parte de nuestros espectrofotómetros están pensados para la comodidad y seguridad en la analítica del usuario, disponiendo de unas características ÚNICAS frente al resto de equipos del mercado.
 
HACH LANGE siempre ha incorporado en sus equipos la vanguardia de la técnica, posibilitando que el cliente disponga de una analítica además de muy fiable, operativamente inigualable.
 
 

En cuanto a vuestras  soluciones de cubetas test LCK, ¿qué tipo de parámetros nos permiten medir actualmente y cuáles son las principales ventajas de este sistema?

 
Nuestras cubetas test LCK abarcan todos los parámetros en aguas, desde la A a la Z, para los diferentes sectores de aguas antes mencionados.
 
Los reactivos LCK, reactivos preparados en cubeta test, disponen de un sistema doble de códigos de barras:
 
Cuando nuestros fotómetros leen el código de barras  por rotación de la cubeta realizan el reconocimiento automático del parámetro en estudio y, además, efectúan la medida en 10 puntos de la cubeta.
 
Así la ventaja que ofrecen es que se evitan posibles errores de selección del parámetro, de su curva de calibrado y de la forma iónica concreta.
 
Además, se visualiza un resultado de repetibilidad, promedio de las 10 lecturas efectuadas automáticamente. 
 
Con la lectura del segundo código de barras de la cubeta, se muestran las características de calidad del propio reactivo como son : su nº de lote de fabricación, su certificado de análisis, su fecha de caducidad, etc.
 
Todo ello hace posible ahora TRAZAR el resultado de la medición, no sólo a las habituales identificaciones de muestra, usuario, lugar de muestreo, fecha y hora, sino también  a informaciones ligadas al propio reactivo utilizado en la analítica, como lo son las ya mencionadas características de calidad y que son informaciones cada día más importantes en el mundo de la analítica del laboratorio.
 
 
 
Además , los nuevos espectrofotómetros disponen de un sistema detector RFID (radiofrecuencia), que junto al accesorio de identificación LOC100, puede identificar de forma automática (que no manual) las ID’s habituales de usuario, lugar, fecha y hora. Este sistema RFID permite también actualizar en tiempo real la curva de calibrado de los test simplemente acercando la caja de reactivo al fotómetro, sin necesidad de elementos externos.
 
 
Podríamos concluir señalando que las cubetas LCK  representan el todo desde el  principio hasta el fin,  siendo el LCK la cubeta de transporte del reactivo, la cubeta de medición, y la cubeta que contiene al residuo hasta su valorización en su punto de origen.
 
 

¿En qué consiste el sistema ACA ADDISTA y cómo podemos participar en los ensayos de chequeo de análisis?

 
El reactivo ADDISTA nos permite realizar ACA (Aseguramiento de la Calidad Analítica), disponiendo así de un sistema de medida completo, donde el resultado del usuario no es el dato únicamente importante  sino la GARANTIA de que dicho resultado es verosímil.
 
El reactivo ADDISTA consta de tres soluciones:
 
  • un patrón o estándar para el estudio de la correcta manipulación del test,  así como para la realización de pruebas de adición para estudio de interferencias en la muestra por efecto matriz y
  • dos soluciones ciegas para la participación en ensayos interlaboratorio Ring Test (Lange) para su comparación con otros usuarios de los mismos reactivos.
 
Además,  algunos de los espectrofotómetros de HACH LANGE incorporan el programa ACA en su software interno, permitiendo así al usuario  disponer de dichos datos de aseguramiento de la calidad de una forma individualizada con respecto a las analíticas generales, evidencia no sólo demandada en procesos de validación - acreditación, sino cada vez más en analíticas generales de autocontrol de plantas de tratamiento de aguas.
 
 

Para la medición de parámetros electroquímicos, y en concreto para oxígeno disuelto  ¿de qué tecnologías dispone HACH LANGE actualmente y cómo funcionan?

 
HACH LANGE fue la primera compañía en desarrollar en 2003 un sistema luminiscente para la medida de oxígeno disuelto en agua, que ha supuesto una revolución principalmente en las plantas de tratamiento de aguas residuales, no sólo con equipos de laboratorio, sino también con equipos ON LINE de medida en continuo.
 
Su nombre es LDO (Luminiscent  Dissolved Oxygen) y se basa en la medida del oxígeno por luminiscencia de un polímero, en el que el tiempo de luminiscencia es función de la concentración de oxigeno del medio.
 
El sistema LDO ha abierto la puerta a una nueva era, en la cual la medida de oxígeno disuelto es rápida, cómoda, muy fiable Y sin necesidad de calibración. Es especialmente útil en aguas con bajo contenido en oxígeno disuelto.
 
Presenta grandes avances y mejoras frente a los equipos tradicionales donde la medida está muy limitada entre otros puntos por labores de mantenimiento y limpieza. 
 
Ello ha supuesto un significativo ahorro en tiempo.
 
 

Para finalizar Ana, una de vuestras novedades actuales es el robot de laboratorio para el análisis de aguas, ¿cuáles son las principales características de este equipo y qué lo hace tan útil y productivo?

 
Como continuación y evolución de este sistema de medida en cubeta test LCK, HACH LANGE desarrolló ya hace 3 años un robot de laboratorio para aquéllos clientes con muchas analíticas diarias. El robot realiza todo el proceso automáticamente: desde la preparación, homogenización, dilución, digestión,  dosificación de reactivos,  medición,  hasta la visualización y procesado de todos los resultados.
 
La segunda  generación, ya con el modelo AP3900, dispone de un nuevo diseño compacto e innovador, un sistema modular, y es más rápido. La innovación ha supuesto cambios tanto a nivel de hardware, software como de seguridad
 
 
Cuenta con bandejas para hasta 48 muestras y 160 viales de análisis, permitiendo así realizar con cada muestra diversos parámetros.
 
El fotómetro DR 3900 incorporado en el robot le asegura una mayor trazabilidad (como nº de lote y caducidad de los reactivos en uso).
 
Para finalizar, el software del robot AP 3900 incorpora asimismo todo el programa para la realización de los controles de calidad mediante patrones ADDISTAS. 
 
Muchas gracias Ana
 
 
Más información sobre estos equipos y productos en http://www.hach-lange.es
 

Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Política de cookies