El conseller de Medio Ambiente de las Islas Baleares visita las instalaciones de FACSA en Sa Costera

El conseller de Medio Ambiente de las Islas Baleares visita las instalaciones de FACSA en Sa Costera


31/01/2017

Visitas institucionales
El conseller de Medio Ambiente de las Islas Baleares visita las instalaciones de FACSA en Sa Costera
  • Estas instalaciones disponen de nueve equipos de impulsión con una capacidad de bombeo de 850 m3/h por bomba para abastecer a Sóller, el Port de Sóller y Fornalutx
 
El conseller de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca del Govern de les Illes Balears, Vicenç Vidal, ha visitado las estaciones de bombeo de FACSA en Sa Costera (Mallorca) junto al alcalde de Sóller, Jaume Servera; el gerente de ABAQUA, Antoni Garcias; el delegado de FACSA en Baleares, Xisco Martorell; y el Jefe del Servicio, José Luis Fajardo.

Estas instalaciones, gestionadas por FACSA desde noviembre del 2013, disponen de nueve equipos de impulsión con una capacidad de bombeo de 850 m3/h por bomba, lo que permite abastecer de agua a Sóller, el Port de Sóller y Fornalutx, además de infiltrar el agua en el acuífero de s'Estremera. La fuente de Sa Costera y el Port de Sóller están conectados mediante una tubería de nueve kilómetros a través del mar. El funcionamiento de esta instalación va ligado a la disponibilidad de recursos tanto de la fuente de Sa Costera como del torrente de Sóller (Font de s´Olla).
 


Detalles de la visita

 
Durante la visita, el conseller señaló que aunque los temporales de diciembre y enero "han significado problemas, también han tenido aspectos positivos como que s'Estremera haya subido trece metros". Vidal también recordó que con los temporales ha llovido "el 60% del agua de todo un año", y explicó que esto equivale a "una reserva aproximada de 2,6 hm3, el doble de la capacidad de producción de la desaladora de Formentera durante un año".

El conceller resaltó a su vez que desde el invierno de 2014 no se registraban unos datos de esta magnitud, que se notarán más en las dos próximas semanas, ya que “se infiltran 75.000 metros3 cúbicos de agua en s'Estremera, un gran acuífero que funciona como un depósito de agua para el verano”.

En este sentido, afianzó su compromiso con “hacer políticas de agua” para hacer frente tanto a la sequía como a las inundaciones y recordó que “el agua es un bien escaso”. Un lema con el que, precisamente, FACSA se siente plenamente identificada y, por ello, ha emprendido nuevas acciones para conservar el agua y el medio ambiente, como la campaña “El caos de las toallitas” o el “Aula de divulgación”, que fomentan un uso responsable del agua.
 
 

Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Fuente www.facsa.com


Política de cookies