El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia generó en 2015 - 113,7 M€ - de PIB, EL 0,3 % de la economía de Bizkaia

El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia generó en 2015 - 113,7 M€ - de PIB, EL 0,3 % de la economía de Bizkaia


16/03/2017

Consorcios
El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia generó en 2015 - 113,7 M€ - de PIB, EL 0,3 % de la economía de Bizkaia
 
  • En el marco de su estrategia de Responsabilidad Social Corporativa y coincidiendo con el 50 aniversario de la constitución del organismo, el Consorcio de Aguas ha encargado, por primera vez, un estudio externo para conocer el impacto que genera su actividad en Bizkaia
  • El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia ha programado para todo el año diferentes actividades para seguir trabajando a nivel técnico y con el conjunto de la sociedad, en la necesidad de hacer un uso racional del agua, cuidar el recurso y depurar cada gota consumida como garantía de sostenibilidad
 
Coincidiendo con el 50 aniversario de la constitución del organismo, –el 17 de marzo de 1967–, y en el marco de su estrategia de Responsabilidad Social Corporativa, el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia ha encargado, por primera vez, un estudio externo para conocer el impacto económico que genera su actividad en Bizkaia, tomando como referencia el ejercicio 2015.
 
Las conclusiones del informe indican que el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia genero en 2015 113,7 millones de euros de PIB, entre los que se encuentran incorporados los 27,3 millones para las Haciendas Vascas. Asimismo, contribuyó con su actividad al mantenimiento de 1.307 empleos.
 
Las conclusiones del estudio se han presentado esta mañana en Bilbao, con la presencia del Presidente del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, Ricardo Barkala y el Gerente de la entidad, Pedro Barreiro, que han avanzado además, el programa de actividades previstas hasta final de año, con motivo de los 50 años de la constitución de la entidad, que se cumplen precisamente mañana viernes. 
 
El objetivo del estudio que se acaba de presentar era identificar y cuantificar los efectos económicos positivos derivados de la actividad el Consorcio de Aguas en la CAPV, tomando como referencia el año natural 2015 (último ejercicio cerrado y completo en el momento de iniciarse el trabajo). Además de otros efectos sociales y medioambientales, que repercuten en una mejora de la calidad de vida de la ciudadanía, la actividad del Consorcio de Aguas tiene efectos económicos directos que generan riqueza (contribución al PIB), empleo e ingresos para las Administraciones Públicas.
 
De esta forma, en 2015 se generaron 113,7 millones de euros de PIB, cifra que representa aproximadamente el 0,2% del PIB de la economía vasca en su conjunto, y es el equivalente al 0,3% del PIB de la economía de Bizkaia. De esa cantidad, 52,5 milllones de euros se producen de forma directa por la actividad del Consorcio de Aguas a través de las rentas generadas y satisfechas con su actividad –sueldos, salarios, impuestos, etc..–.
 
Los restantes 61,2 millones se euros se han producido de forma indirecta e inducida, a través del efecto de las compras de la entidad en el País Vasco sobre los sucesivos eslabones de su cadena de suministro. Así, este efecto es resultado de la demanda final a sectores económicos, siendo los más beneficiados: la construcción (41,9%), captación, depuración y distribución de agua (12,2%), el suministro de energía, electricidad y gas (11,3%), los servicios técnicos de arquitectura e ingeniería (7,8%9 y el sector vinculado a la gestión de residuos (6%).
 
Como parte del impacto en el PIB, se han generado 27,3 millones de euros netos de ingresos para las Haciendas Vascas en concepto de IS, IRPF, IBI, IVA, contribuciones a la  Seguridad Social, así como otros impuestos específicos vinculados a su actividad. Nuevamente, 10,7 millones de euros de forma directa, a través de la recaudación generada por el Consorcio de Aguas, y 16,6 millones de euros de forma indirecta e inducida.
 
Por otro lado, su actividad contribuyó al mantenimiento de 1.307 empleos en 2015 en la CAPV, cifra que representa el 0,28% de la población ocupada de Bizkaia. A pesar de la evolución negativa experimentada por el sector de la construcción, la actividad del Consorcio de Aguas continúa ejerciendo un papel importante como agente tractor de un sector, que hoy representa el 5,6% del PIB vasco.
 


Inversión sostenida

 
Y es que, según los datos de que dispone el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, desde 1967 –y actualizado al momento actual–, a lo largo de cinco décadas se han llevado a cabo inversiones por valor de 2.000 millones de euros. El 40% de esas inversiones, se dedicaron a configurar, trazar y completar el abastecimiento de Bizkaia, objetivo prioritario en el momento de la creación del organismo.
 
El resto, entorno a 1.200 millones de euros se han destinado al saneamiento del territorio, fundamentalmente al Plan Integral de Saneamiento del Bilbao Metropolitano, del que se han cumplido 35 años, y que ha propiciado la recuperación ambiental de la Ría, ríos y arenales del entorno para el disfrute de la ciudadanía, el mayor proyecto medioambiental llevado a cabo en la CAPV. En este sentido, merece la pena recordar que prácticamente la mitad de esta inversión en este ambicioso proyecto salió de las tarifas, que solidariamente empezaron a pagar las y los clientes de la entidad desde el primer día, disfrutando de sus beneficios, en muchos lugares del Bilbao Metropolitano años después.
 
Los proyectos que a lo largo de este tiempo se han ido materializando, tanto en el área de abastecimiento, como en el ámbito del saneamiento, han sido posibles también gracias al esfuerzo de las instituciones públicas, tanto el Estado central –en los primeros años y obras declaradas de interés general– como el Gobierno Vasco, la Unión Europea y la Diputación Foral de Bizkaia. Precisamente, con la Diputación Foral de Bizkaia existe desde 2002 un convenio de colaboración, de forma que las aportaciones forales para favorecer la integración de nuevos municipios, suponen en torno al 50% de las inversiones que acomete cada año el Consorcio de Aguas, con un programa aprobado por la Asamblea General que supondrá un gasto para nuevas infraestructuras de 237 millones de euros hasta 2019.  
 
Una vez completado el Plan Integral de Saneamiento, las inversiones del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, en el momento actual y a medio plazo van fundamentalmente en tres direcciones: por un lado completar o mejorar las redes en los nuevos municipios que se incorporan al consorcio; seguir avanzando en la búsqueda de nuevos recursos que refuercen la garantía de suministro a la población –calidad y fiabilidad del servicio–, y en tercer lugar, inversiones destinadas a completar y optimizar los sistemas de saneamiento existentes.
 
En este último ámbito, los esfuerzos se centran en avanzar hacia un saneamiento de tercera generación, esto es, logrado el saneamiento del territorio histórico, se busca la sofisticación de todos los procesos como garantía de sostenibilidad, con el objetivo de que hasta la última gota de agua consumida sea tratada antes de retornar al medio ambiente. De ahí que el grueso de las inversiones siguen teniendo como objetivo la EDAR de Galindo, en la que se han invertido desde su puesta en marcha hace ya 20 años, entorno a 130 millones de euros. La depuradora de Sestao se concibió como pieza clave del saneamiento de Bizkaia y sigue siendolo, de ahí la necesidad de modernizarla, e incorporar mejoras tecnológicas para cumplir con los nuevos requerimientos medioambientales, y minimizar su impacto en el entorno inmediato.
 
Asimismo, en los últimos años buena parte de las inversiones en saneamiento se han dirigido a completar una red en todo el territorio de tanques de tormentas, infraestructuras para optimizar la Red General de Colectores. Un tanque de tormentas es un gran depósito subterráneo que tiene la misión de acumular el agua que desborda de los colectores en momentos de pluviosidad elevada. Ese agua se almacena y cuando cesan las lluvias, se envía a las depuradoras de forma gradual. De esta forma, se minimizan las aguas sucias que llegan al medioambiente, a los ríos o al mar, sin el adecuado tratamiento. En la actualidad existen cinco que se completarán con nuevas infraestructuras en Barakaldo, además de otros de menor tamaño.  
 


Reseña histórica

 
El 17 de marzo de 1967, 19 municipios de Bizkaia y la hoy desaparecida Corporación Administrativa Gran Bilbao constituyeron un consorcio para la instalación y gestión de los servicios de abastecimiento de agua y saneamiento en red primaria. Desde el punto de vista geográfico, se ha producido sucesivamente la incorporación de áreas tales como Uribe-Kosta, Arratia, Durangaldea, Encartaciones y Lea Artibai, de tal modo que en la actualidad el Consorcio de Aguas lo integran 80 municipios, con una población de más del millón de habitantes, lo que representa el 91,26% de la población de Bizkaia.
 
El germen del Consorcio de Aguas se remonta en realidad a 1961. En ese momento, Ángel Galíndez, destacada figura de la vida económica y finaciera de Bizkaia, y entonces concejal Delegado de Aguas del Ayuntamiento de Bilbao solicitó un informe sobre el estado de la situación de abastecimiento de agua en aquellos momentos, y que recogía datos dramáticos, con poblaciones como Santurtzi, Sestao o Barakaldo, con poco más de 1 hora y media de agua al día en periodo estival. Ese informe pone en marcha complicadas negociaciones, a todos los niveles, lideradas por el Ayuntamiento de Bilbao, para determinar y la traida de aguas del Zadorra hasta el Gran Bilbao.
 
En 1963 se produce un hecho que precipita un poco más la negociación, con la rotura del canal de Ordunte, que deja a Bilbao 20 días sin agua, abastecido por medio de camiones cisterna, lo que dejaba en evidencia las deficiencias y fragilidades de un sistema de gestión de agua, que desde el momento de la constitución en 1967, se concibió de un modo integral, de forma que aunque la prioridad entonces era el abastecimiento, se planteaba ya la necesidad de tratar el ciclo completo del agua, desde la captación a la depuración y entrega al medio ambiente.
 
De esta forma, las primeras grandes actuaciones del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia se centraron en el abastecimiento del territorio histórico, para evitar la emergencia hídrica que era tónica general en los años 60-70. Una vez completado el abastecimiento de Bizkaia las inversiones se dirigieron al saneamiento –inexistente–, y concretamente se puso el foco en el entorno de la Ría.
 
De ser un pequeño puerto, la Ría de Bilbao se convirtió en uno de los principales centros industriales y comerciales, no sólo del Estado, sino también de Europa. En pocos años, la fisonomía y el paisaje del cauce sufrieron una profunda transformación. Sus márgenes se poblaron de fábricas e infraestructuras portuarias y el fuerte movimiento migratorio, propiciado por la necesidad creciente de mano de obra, provocó un rápido crecimiento poblacional del área. Entre 1900 y 1975 la población se cuadruplicó.
 
La Ría se convirtió en un colector de residuos, donde la vida era imposible. La Ría recibía diariamente 900 toneladas de residuos sólidos procedentes, principalmente, de las explotaciones mineras, 400 toneladas de vertidos ácidos, 80 toneladas de metales, además de compuestos cianurados o compuestos nitrogenados; en definitiva, casi 2.000 toneladas diarias de residuos que la convirtieron en una cloaca sin oxígeno. Uno de los principales objetivos del Plan Integral de Saneamiento del Bilbao Metropolitano fue precisamente la recuperación ambiental de la Ría de Bilbao, para lo cual se fijó un 60% de oxigenación como estándar de calidad de las aguas.
 


Actividades conmemorativas

 
El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia ha organizado diferentes actividades hasta final de año para conmemorar su 50 aniversario. Así, entre otras cosas, el próximo mes de octubre Bilbao será sede del Congreso Anual de EurEau (Federación Europea de Asociaciones Nacionales de Servicios del Agua) y en la que el Consorcio de Aguas tiene un papel destacado y activo en varias comisiones de trabajo, y que reunirá a más de un centenar de profesionales del agua de toda Europa para trabajar en todos los ámbitos de la gestión del recurso.
 
El Consorcio de Aguas ha propiciado también que el primer foro del grupo Young Water Professionals, –rama estatal de jóvenes profesionales de la International Water Association– se celebre en Bilbao el próximo mes de noviembre. En este caso jóvenes menores de 35 años, profesionales vinculados con el sector del agua tendrán un encuentro de trabajo para abordar diferentes cuestiones en torno a la gestión actual del agua y las infraestructuras hídricas.   
 
Además, en las actividades anuales que organiza el organismo, como la Escuela de Pesca, la Fiesta del Agua o las visitas guiadas a sus instalaciones abiertas al público, se hará hincapié en la evolución que ha experimentado Bizkaia en estos años en la senda de la sostenibilidad, gracias a la correcta gestión del agua, pero también a la responsabilidad, solidaridad y compromiso de la ciudadanía, que desde finales de la década de los 70 ha reducido en más de un 20% el consumo de agua en el hogar y ha asumido la importancia de cuidar los acuíferos como garantía de vida y de calidad de las aguas que consumimos. 
 


Datos de interés

 
1 millón de habitantes servidos
 
  • Saneamiento
 
1 depuradora principal: Galindo (Sestao) y 29 depuradoras medianas y pequeñas
511 kilómetros de colectores e interceptores
 
  • Abastecimiento
 
1 potabilizadora principal: Venta Alta (Arrigorriaga) 7 potabilizadoras medianas y pequeñas
500 kilómetros de redes y tuberías
10.300 muestras analizadas al año 174.100 parámetros controlados al año
 
 

Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Fuente www.consorciodeaguas.com


Política de cookies