El saneamiento por vacío resuelve los problemas de los colectores de Santa Pola en Alicante

El saneamiento por vacío resuelve los problemas de los colectores de Santa Pola en Alicante


20/11/2014

Saneamiento
El saneamiento por vacío resuelve los problemas de los colectores de Santa Pola en Alicante
  • Se prevé la evacuación máxima de 5.300 metros cúbicos al día de aguas residuales a la estación de vacío
 
El saneamiento por vacío es un sistema novedoso y el de mayor longitud de los existentes en España. Se trata de una solución tecnológica para resolver los problemas que los colectores de Santa Pola estaban sufriendo al estar construidos sobre unos terrenos ganados a antiguos saladares, que tienen un subsuelo de arena de playa, lo que ocasionaba problemas de infiltraciones en los colectores y una gran inestabilidad en el subsuelo. Las filtraciones de agua salina tienen como consecuencia un aumento de la salinidad del agua, lo que perjudica notablemente el proceso biológico de depuración de las aguas residuales.
 

Sistema de vacio

 
Para solventar este problema se ha ejecutado una nueva red de saneamiento de esta zona por el innovador sistema de vacío. Consiste en instalar tuberías con un diámetro máximo de 315 milímetros, en cuyo interior se mantiene una depresión constante de –0,5 y –0,6 atmósferas mediante bombas y válvulas especiales de vacío. Estas se abren por la diferencia con la presión atmosférica de forma automática y absorben las aguas residuales de los pozos. El vacío existente en las tuberías genera el movimiento de caudales hacia la estación de vacío y posteriormente hacia la red de saneamiento convencional.
 

Ventajas del sistema

 
El empleo de estas nuevas tecnologías y materiales en los colectores de saneamiento reporta ventajas cualitativas y cuantitativas. Se obtiene una reducción del coste y el tiempo en la ejecución de la obra civil, con lo que se minimizan los inconvenientes que suponen para la ciudadanía las obras en las vías urbanas. El sistema de alcantarillado por vacío mejora además el proceso de evacuación de las aguas residuales, evita malos olores y obstrucciones en la red de saneamiento.
 
Esta técnica aporta un mayor control de seguimiento de la red de saneamiento, y permite actuar de forma inmediata ante cualquier anomalía.
 
Con este nuevo sistema, se prevé la evacuación máxima de 5.300 metros cúbicos al día de aguas residuales a la estación de vacío y su posterior impulsión a la estación depuradora.
 

Fuente www.hidraqua.es


Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.