Noticias

Noticias sobre Aguas Residuales
banner-medium

El sistema inteligente de bombeo de aguas pluviales de Xylem ofrece tranquilidad y ahorro


05/04/2022

Equipos y soluciones
El sistema inteligente de bombeo de aguas pluviales de Xylem ofrece tranquilidad y ahorro

 

  • Las soluciones de Xylem para estaciones de bombeo de aguas pluviales y asistencia a inundaciones ayuda a los clientes a afrontar este desafío 
 
A medida que el cambio climático provoca mayores episodios de aguas pluviales, Xylem ayuda a los clientes a afrontar este desafío con soluciones de bombeo fiables y fáciles de usar que ahorran costes.
 
Cuando dos bombas del sistema de aguas pluviales de su cliente fallaron, Construction EcoServices (CES) necesitaba encontrar una solución que fuese más eficiente y fácil de mantener para el cliente. CES eligió una solución de Xylem que incluía dos bombas Flygt con controles MultiSmart y supervisión SCADA de FlygtCloud. Un tamaño reducido de las bombas facilita su mantenimiento y el sistema totalmente supervisado proporciona ahorros operativos a la vez que tranquilidad.
 
Las aguas pluviales en el sureste de Texas son un gran problema, especialmente desde que el huracán Harvey arrojó más de 152 cm de lluvia cuando se detuvo sobre la zona durante cinco días continuos en 2017. De hecho, Construction EcoServices (CES) ha construido un próspero negocio en torno a las aguas pluviales desde 2002.
 
«Ayudamos a los clientes con una gama completa de servicios de aguas pluviales», dice Stephen Thomson, Director Superior de CES. «Realmente ayudamos a los clientes a gestionar todo el riesgo de las aguas pluviales: evaluando el riesgo, diseñando e instalando controles de las aguas pluviales y proporcionándoles después todos los servicios para mantenerlos.»
 
La empresa opera en la zona de Houston, donde presta servicios a multitud de clientes. Los controles de aguas pluviales, que incluyen infraestructuras y mejores prácticas de gestión para minimizar los efectos de las aguas pluviales, deben ser inspeccionados mensualmente en muchas zonas.
 
«Desde Harvey, los condados han sido más estrictos con el cumplimiento normativo en relación con las aguas pluviales, por ejemplo, asegurándose de que la basura se retira de los basureros, vigilando los estanques para asegurarse de que tienen vegetación y asegurándose de que no presentan socavones.»
 

Fallan las grandes bombas de escorrentía de aguas pluviales

 
En un gran complejo comercial, CES mantiene el control de las aguas pluviales para una empresa nacional de gestión de propiedades. El sistema de control de aguas pluviales que CES gestiona para ellos consiste en un estanque de 16.000 metros cuadrados que recoge la escorrentía de acres de aparcamientos y tejados de centros comerciales. El estanque en sí drena el agua a una estación de bombeo de aguas pluviales a través de tres grandes tuberías de gravedad.
 
En 2018, la empresa de gestión de la propiedad tuvo un problema con su estación de bombeo. Dos de sus bombas (bombas de flujo mixto de eje largo) fallaron, dejando únicamente la tercera bomba en funcionamiento. Lo que empeoró el problema es que el tamaño de las bombas hizo que fueran difíciles de retirar de la estación. Las bombas medían 9,4 metros de largo, sin incluir los motores, y su tamaño hacía que fuese costoso desmontarlas para su mantenimiento. Además, CES extrae las bombas cada año para limpiar los sedimentos de la estación.
 
«El simple hecho de extraer las viejas bombas costaba entre 9.000 y 10.000 dólares en cada ocasión», explicó Thomson. «Y nos llevaba un día entero.»
 
Con dos de las bombas de la estación fuera de servicio, Thomson sabía a quién llamar. «Fue entonces cuando llamamos a Hahn», dijo Thomson, refiriéndose a Hahn Equipment, el distribuidor exclusivo de Flygt, una marca de Xylem, en el área de Houston. «Siempre me han tratado bien.»
 
Hahn lleva más de 30 años vendiendo bombas Flygt y equipos asociados.
 

Incorporación de bombas Flygt con ejes más cortos y supervisión remota

 
Cuando CES llamó, Alex Rangel de Hahn estaba al otro lado del teléfono. Rangel se puso inmediatamente en contacto con el ingeniero de aplicaciones local de Flygt, Patrick X. Palacios, para que le ayudase a seleccionar la bomba adecuada. El equipo recomendó una solución combinada de dos bombas Flygt LL 3300 de 60 CV, un controlador MultiSmart de Flygt, y SCADA de FlygtCloud para proporcionar supervisión y diagnóstico remotos. Las bombas Flygt LL 3300 son bombas de flujo mixto de acoplamiento cerrado con ejes mucho más cortos.
 
La solución de Flygt sustituiría las bombas de 90 CV por motores más eficientes, a la vez que se ajustaría el caudal de 27,6 metros cúbicos por minuto de cada bomba. Flygt fabrica sus propios motores, por lo que no es necesario contactar con otro proveedor. Esto significa que el mantenimiento futuro es más sencillo y rápido. Las nuevas bombas también requieren menos energía, y su reducido tamaño facilita el mantenimiento.
 
Sin embargo, la actualización se vio complicada por la presencia de tres tuberías de bombeo en el emplazamiento. Las tuberías se fundieron in situ en forma de tres L paralelas en la base de la estación. Las aguas pluviales fluían por gravedad desde el estanque hacia el tramo horizontal de cada L. Las bombas estaban instaladas en el tramo vertical de cada L. Las tuberías en forma de L debían permanecer en su sitio, pero eran demasiado grandes para las nuevas bombas. Para superar el problema, el equipo de Flygt diseñó tuberías de menor diámetro para encajar dentro de las existentes y alojar las nuevas bombas.
 

Un sistema totalmente supervisado que proporciona tranquilidad

 
El sistema fue instalado por Hahn para el cliente de CES en 2018. Aproximadamente un año después, el sistema MultiSmart de Flygt y el sistema SCADA comenzaron a identificar tiempos de funcionamiento muy cortos para la bomba número tres, la única bomba antigua que no había sido reemplazada. La bomba estaba fallando y el sistema lo detectó. Como consecuencia, Hahn y su equipo sustituyeron la tercera bomba en 2020.
 
En la actualidad, la estación de aguas pluviales es un sistema totalmente supervisado y controlado por el usuario que proporciona ahorro y tranquilidad.
 
«Todavía extraemos las bombas una vez al año para limpiar la estación de arena y sedimentos», dice Thomson. «Solo que ahora, Hahn puede tirar de las nuevas bombas con un equipo más pequeño. Y en lugar de 9.000 a 10.000 dólares por visita a la estación, ahora es tan solo un gasto de servicio menor. Y si las bombas necesitan alguna vez mantenimiento, pueden ser reparadas allí mismo.»
 
El tamaño reducido de las nuevas bombas Flygt, su eficiencia y su conectividad con el sistema SCADA FlygtCloud han demostrado ser de gran valor para el cliente de CES.
 
«El propietario puede controlar los niveles de la estación de bombeo, controlar los cortes de energía y registrar los tiempos de funcionamiento con el sistema SCADA», dijo Rangel de Hahn Equipment. «Ahora, el dueño de la propiedad tiene la tranquilidad que quería ante futuros huracanes e inundaciones repentinas.»

 
 

Fuente www.xylem.com


Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. No se utilizarán para recoger información de carácter personal. Puede permitir su uso, rechazarlo o cambiar su configuración cuando desee. Encontrará mas información en nuestra política de cookies.

Política de cookies