Noticias

Noticias sobre Aguas Residuales

La ampliación de la depuradora de Cintruénigo en Navarra permitirá triplicar su capacidad


14/09/2020

Saneamiento urbano
La ampliación de la depuradora de Cintruénigo en Navarra permitirá triplicar su capacidad

 

  • En Navarra existen más de 160 depuradoras construidas a lo largo de 31 años, lo que supone que las más antiguas, como la de Cintruénigo, requieran reformas parciales o totales
 
NILSA, empresa pública adscrita al Departamento de Cohesión Territorial del Gobierno de Navarra y responsable del saneamiento, inició a comienzos de septiembre las obras para llevar a cabo la ampliación de la depuradora de Cintruénigo, que permitirán triplicar la capacidad de la planta, pasando de los 80 litros por segundo actuales a 250 litros por segundo.
 

Detalles del proyecto
 

La instalación, inaugurada en 1996, vierte el caudal tratado al río Alhama, una de las cuencas más sensibles medioambientalmente de la Comunidad Foral, lo que obliga a extremar los tratamientos y a adoptar medidas de seguridad que minimicen los impactos en el cauce durante posibles emergencias.
 
El proyecto actual contempla la construcción de un humedal artificial de 4.000 metros cuadrados, en el que la especie vegetal dominante será el carrizo (phragmites australis) y que servirá para retener caudales extraordinarios de agua sin que lleguen al río sin depurar.
 
Además, actuará como un elemento de refuerzo de la actual línea de tratamiento de las aguas residuales. Para ello, se instalará un aliviadero en el emisario de entrada a la depuradora que conducirá directamente al humedal el caudal que la planta no pueda admitir en momentos puntuales como tormentas, riadas y episodios de fuertes avenidas de agua en general.
 
Este aliviadero, construido en hormigón armado, tendrá en su interior un sistema de recogida de piedras y gravas y se ubicará junto al río en un punto posterior a la unificación de los dos ramales principales que recogen las aguas de la localidad. El actual aliviadero en la entrada de la depuradora será eliminado.
 
Por otra parte, se construirá un emisario desde la depuradora hasta la nueva zona de humedales, que se dividirá en tres tramos: un primer cruce del río Alhama con un sifón y una doble tubería; el emisario propiamente que discurre paralelo al río; un segundo sifón junto al humedal, también con doble tubería.
 
Desde enero de 2021, una vez finalicen las obras, la depuradora podrá tratar un caudal medio estimado en 22 litros por segundo (1.900 m³/día), siendo el máximo admisible los mencionados 250 litros por segundo (21.600 m3/día).
 
El caudal que se ha considerado en momentos de fuertes avenidas de agua, por episodios de lluvias torrenciales o tormentas, por ejemplo, es de 47 litros por segundo, por lo que existe margen para que la planta pueda asumir aumentos de caudal futuros sin necesidad de nuevas remodelaciones ni inversiones.
 
El coste previsto de estas obras es de 505.137,53 euros, que serán íntegramente financiados con el canon de saneamiento que NILSA gestiona y que todos los/las contribuyentes de Navarra pagan a través del recibo del agua.
 
En cuanto al futuro mantenimiento de la instalación, se contempla que una pareja del servicio realice una visita semanal en la que supervise las entradas y salidas del humedal, la zona de tamices, la calidad del vertido y el caudalímetro, al mismo tiempo que retire residuos, malezas, etc.
 

Licitaciones de NILSA
 

En Navarra existen más de 160 depuradoras construidas a lo largo de 31 años, lo que supone que las más antiguas, como la de Cintruénigo, requieran reformas parciales o totales.
 
En este sentido, NILSA proyecta iniciar en octubre las obras de la remodelación íntegra de la planta de Olazti/Olazagutía, cuya inversión supera los 2,5 millones de euros, así como licitar la remodelación de la instalación de Fitero, cuyas obras está previsto que se inicien entre noviembre y diciembre con un presupuesto de 2,3 millones de euros. También se licitará en el último trimestre de este año la reforma de la línea de fangos de la depuradora de Estella/Lizarra, con un presupuesto de casi un millón de euros.
 
Por otra parte, NILSA continúa con su plan constructivo, que prevé nuevas depuradoras antes de fin de 2021 en Meoz/Meotz, Ujué/Uxue, Arbeiza-Zubielqui, Arano, Zuaztoi, Azpilkueta, Zoroquiáin y Aroztegi/Aróstegui y cuya licitación de los proyectos tendrá lugar en los próximos dos meses.
 

Fuente www.nilsa.com


Publicidad

Deja tu comentario

Comentarios Publicar comentario

No hay comentarios publicados hasta la fecha.


Contenidos relacionados...

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. No se utilizarán para recoger información de carácter personal. Puede permitir su uso, rechazarlo o cambiar su configuración cuando desee. Encontrará mas información en nuestra política de cookies.

Política de cookies